Contacte con nosotros

¿Necesita una endodoncia?

¿Necesita una endodoncia?
Si nota que un diente es sensible al frío o al calor, tiene dolores intermitentes o constantes o puede que la haya aparecido un flemón, es posible que necesite una endodoncia para acabar con las molestias sin necesidad de perder el diente. El tratamiento de la endodoncia se practica en el interior y le permite mantener su dentición natural, el hueso y la encía que lo rodea, a parte de su funcionalidad. Después, con el cuidado adecuado, puede durar tanto como el resto de su dentadura. 

Normalmente con una sola sesión puede realizarse, pero según la dificultad técnica de cada caso podría durar dos o más sesiones, siempre a juicio del profesional que la realiza. Para realizar la endodoncia se utilizan anestésicos locales eficaces y de larga duración, por lo que es prácticamente indolora. Puede aparecer alguna molestia durante unos días, sobre todo al masticar, por la inflamación postoperatoria de los tejidos que rodean al diente, si sucede esto se tratará con la medicación adecuada.

Si tuviera un flemón por culpa de la infección, no es impedimento para realizar la endodoncia, es más, es el tratamiento idóneo para resolver este problema. En ocasiones es causado por enfermedad de la pulpa (nervio) que rodea al diente y con la endodoncia eliminamos esta pulpa enferma y desinfectamos perfectamente los conductos del diente. Una vez practicada esta técnica, el dentista hará una restauración definitiva del diente y se comportará igual que los demás, tanto en su función como en su duración, requiriendo los mismos cuidados de higiene, prevención y revisiones periódicas.

Si existieran lesiones previas en los tejidos que lo rodean, será necesario la curación de los mismos. No se preocupe por la fragilidad de un diente endodonciado si ha sido correctamente restaurado. En los dientes posteriores puede ser conveniente proteger las cúspides con reconstrucciones adecuadas o coronas para una mayor durabilidad. No se olvide de acudir al dentista para una revisión anual y prevenir la aparición de caries u otros factores que puedan influir en el pronóstico del diente tratado.



Este sitio emplea cookies como ayuda para prestar servicios. Al utilizar este sitio, estás aceptando el uso de cookies. OK Más información